PSOE Crevillent: «Lo exigimos, es la seguridad de las personas»

El pasado 23 de mayo en la N-340 a la altura de la Gasolinera Moscardó y Mercadona sucedió un lamentable accidente de circulación en el que falleció un vecino de Crevillent

- Escrito el 25 noviembre, 2017, 6:54 pm
3 mins

El accidente fue debido a una infracción de tráfico al realizar el vehículo un giro prohibido a la izquierda rebasando la línea continua, para así acceder directamente a los establecimientos que se encuentran a la izquierda.

Se sabe desde hace mucho que este tipo de maniobra se realiza asiduamente por algunos conductores. La Policía Local el 29 de junio emite informe al respecto proponiendo:

Colocar en ambos sentidos de la circulación señal de indicación de cambio de sentido.

Balizar toda la carretera desde la salida de la rotonda antes de la gasolinera Moscardó hasta el primer semáforo donde se confluye con la C/Hermanas Carmelitas Teresianas, impidiendo así físicamente el giro a la izquierda.

No fue hasta tres semanas después de emitido el informe de la Policía Municipal (20 de Julio) y dos meses después del lamentable accidente, cuando la Concejalía de Policía se dirigió a la Dirección General de Carreteras del Estado (que depende del Ministerio de Fomento del Gobierno de España), exponiéndoles los hechos y solicitando la ejecución de las medidas propuestas desde la Policía Municipal.

Tuvieron que pasar tres meses (31 de octubre) para que el Ministerio de Fomento contestara a esta solicitud en los siguientes términos “esta Unidad de Carreteras ha procedido recientemente a la adopción de medidas encaminadas a mejorar la seguridad vial en el tramo en cuestión”.

Javier Asensio portavoz del PSOE califica la contestación “como una falta de respeto muy grave a los Crevillentinos/as que circulan por esta carretera, ya que la medida adoptada para mejorar la seguridad ha sido la de pintar una línea continua más ancha. Lo que supone de hecho que se mantienen las circunstancias anteriores al accidente, o sea la integridad de las personas que circulan por esta carretera depende de la voluntad del conductor de quererse saltar esta línea continua, para acceder así directamente a un establecimiento comercial”.

Falta de respeto y burla al obviar de las recomendaciones de nuestra Policía Municipal

Para el PSOE lo que era un punto rojo (donde existe peligro cierto de accidente), se ha convertido en un punto negro al haber fallecido un vecino de Crevillent y mantenerse el nivel de inseguridad vial en la zona.

Han transcurrido 6 meses desde el fatal accidente, se ha certificado que sigue habiendo conductores/as que realizan esta maniobra prohibida y la actuación del Ministerio para evitarlo es más una burla que una acción coherente con la situación real.

El PSOE de Crevillent exige que el Gobierno Municipal de manera firme y definitiva solucione este tema, si el Gobierno de España le supone un gran dispendio balizar la zona, lo realice el Ayuntamiento, nos sobra el dinero para hacerlo.