La serie de TV Los lobos no ladran finaliza el rodaje y se estrena en otoño

Con la violencia de género como telón de fondo, las escenas se han rodado íntegramente entre Elche y Alicante con muchos actores de la provincia en el reparto La historia cuenta la experiencia personal de su protagonista, Charo Sánchez, que vivió en sus carnes el maltrato durante una tormentosa relación que mantuvo en el pasado. Una historia de superación llena de emociones de la que poco se puede contar por el momento, porque cada capítulo abre una nueva pregunta y cada respuesta es vital para la comprensión de la historia. Esta es la segunda serie de TV de Fernando Corta después de ´Princesa rota`, aunque el cine y el teatro han ocupado la mayor parte de su trabajo. ¿Cómo nace ´Los lobos no ladran`? Tras largas conversaciones con Charo Sánchez, la que ahora se ha convertido en la protagonista de la serie interpretando el papel de ´Lola`, pude comprobar, a través de sus experiencias personales, como una mujer que ha sufrido maltrato continuado, independientemente que sea físico o psicológico, presenta unas secuelas capaces de condicionar su vida, a veces para siempre. Se trata de una esclavitud que no aparece tipificada; este es el resorte que me impulsó a escribir el guión, había algo que contar y desde una perspectiva nueva. Comprender y comprobar cómo muchas mujeres, aún después de vivir alejada de su maltratador, siguen condicionadas y unidas a él mediante un hilo invisible imposible de romper. ¿Cuántas mujeres tienen hipotecado su futuro debido a sutiles chantajes y veladas amenazas a las que se ven sometidas por sus ´ex`? La utilización de los hijos, amigos e incluso familiares llegan a condicionar las vidas de esas mujeres que viven constantemente con un destructor sentido de culpabilidad que las corroe hasta el punto de conferirles una baja autoestima, una ínfima capacidad de sociabilizarse y, sobre todo, una notable incapacidad de saber ´querer`. «Quiero dedicar este trabajo a todas las mujeres que luchan por no pertenecer a nadie, tan solo a ellas mismas» Para ellas las historias de amor, las de besos, abrazos y flores se han convertido en una renuncia, en un anhelo inalcanzable que ya no les pertenece. En definitiva, me abrió un nuevo espacio donde contar una historia que merecía contarse y dedicar un trabajo a todas aquellas mujeres que luchan, y para animar a las que han dejado de luchar para que no pertenezcan a nadie, tan solo a ellas mismas. Lo que sí quiero dejar claro es que la historia no es en ningún momento moralista, cada cual que saque sus conclusiones y que la viva como estime pertinente, lo importante es que la vea y a partir de ahí todo puede pasar. ¿Por qué una serie? Es un formato que me permite conseguir una mayor implicación. El hecho de poder disfrutar una historia, y ver cómo se desarrolla en el tiempo, a veces durante meses, hace que el espectador coja confianza y cariño a los personajes; el mensaje se mantiene vivo más tiempo y, cuando se tratan temas sociales de calado, el tiempo se convierte en una herramienta indispensable para conseguir que el mensaje se impregne con más facilidad. Por otra parte, más mundana, siempre he querido que cada uno de mis trabajos sirvan de plataforma para dar a conocer a nuevos actores y actrices y ofrecer una oportunidad a talentos emergente para que se den a conocer. Una serie te da la posibilidad de crear más personajes y, por lo tanto, poder abrir las posibilidades a un mayor número de actores. En este caso han sido cerca de ochenta y me hubiese gustado que fuesen muchos más, en esta tierra sobra talento y es necesario que el espectador tenga una ventana abierta donde disfrutarlos. «Para mí no es solo una serie: es una historia de amor, es mi historia de amor» ¿Que significa para ti esta serie? Para mí ´Los lobos no ladran` no es solo una serie, es una historia de amor, es mi historia de amor. Cuando conocí a mi pareja comprobé que se trataba de un ser humano con profundas carencias emocionales, una baja autoestima que hacía que su entorno le resultara hostil, un bagaje heredado de su relación con sus anteriores parejas que le hacía estar siempre a la defensiva y vivir su vida en una intranquilidad constante, utilizada caprichosamente y acusada gratuitamente la convertía en una persona llena de contrariedades. Estar tan enamorado de ella me hizo empatizar con su estado, pero no me podía quedar de brazos cruzados, así que hice lo que consideré que era lo mejor para los dos, tomar asiento, desestimar el tiempo y escuchar, sobre todo escuchar, y así nació la historia. Así es como ´Lobo` se convirtió en una terapia y el rodaje en un espacio donde pudo decir todo lo que, a lo largo de su vida, quiso decir, gritar y llorar y no pudo hacer. Los resultados son lentos, pero espectaculares. Creo que ´Lobos` ha cubierto muchas de mis expectativas personales y sentimentales, y espero que sirva para que en el futuro muchas mujeres y, hay que decirlo, hombres también, encuentren en esta historia una motivación para dar ese paso adelante, que solo les llevará a disfrutar mejor de la vida y sobre todo de ellos mismos. ¿Es tu primer trabajo para la TV? No, con anterioridad hice otra serie titulada ´Princesa rota`, en primera instancia con un formato de web. Obtuvo mucho éxito, por lo que me animé a convertirla en una serie para televisión, disfruté de su estreno televisivo con gran éxito, pero debido a la crisis, y antes de que la serie llegara a su último capítulo, la cadena tuvo que cerrar. Revisada y elogiada en Estados Unidos, no llegamos a un acuerdo respecto a los derechos y decidí que ´Princesa` tuviese su propia andadura, por lo que la veremos pronto de nuevo en pantalla, seguramente después de ´Lobos` y en las mismas plataformas. ¿Cuál es la trama? En realidad son dos. La primera es la historia de un policía (Ángel Romero Flores) que se ve obligado a esconderse en un pequeño pueblo, donde se encuentra con la poderosa sombra de un terrateniente (Emilio Aguilar) que quiere hacerse con el mayor número de tierras de la zona, con fines no muy claros, llegando a extorsionar a los vecinos para conseguir sus propósitos. Entre ellos, está Lola (Charo Sánchez) que vive sola con su hija Alba (Itziar Crespo) y que se niega a vender. A lo largo de la serie, y a través de sus recuerdos, sabremos por qué están ahí y qué esconde cada uno.  El detonante de todas las controversias y pasiones brotan en el momento en que la pequeña desaparece. Hay que entender la trama como un western moderno, es una especie de solo ante el peligro en que poco se puede contar porque cada capítulo abre una nueva pregunta y cada respuesta es vital para la comprensión de la historia. «Esta serie no tiene nada diferente porque la fórmula ya estaba inventada, pero lo tiene todo porque hace tiempo que las nuevas series han dejado de aplicarla» ¿Que tiene esta serie de diferente? Nada y todo. Me explico: nada porque la fórmula ya estaba inventada y todo porque hace tiempo que las nuevas series han dejado de aplicarla. Es diferente porque vuelve a las grandes series como ´La barraca` y ´Cañas y barro` (Salvando las distancias con el gran Blasco Ibáñez); me refiero al emocionarse con los personajes, a contar cosas sencillas que se hacen grandes e importantes, a vivir emociones, a interactuar como espectador, nada se ofrece mascado, es el telespectador quien pone cada coma y cada punto. Como dice la frase de promoción “Una serie como las de antes”, cercana y estoy en disposición de decir muy de ver con la piel. Los primeros testeos lo avalan, hemos visto gente de todas las edades emocionarse, en muchos casos llorar, ofenderse, reír, en definitiva reaccionar y salir de la sala de proyección con preguntas y algunas reflexiones sorprendentes, y eso ya es en sí mismo ser diferente. ¿Cuáles han sido los principales problemas? Sin duda el económico; quisimos dar comienzo a la serie con una cantidad mínima con la que poder emprender este nuevo proyecto. Éramos optimistas, ya que veníamos avalados por ´Princesa rota`, pero cuál fue nuestra sorpresa cuando recaudamos unos escasos trescientos euros para acometer el equivalente a cuatro largometrajes. La empresa se mostraba imposible, pero optamos por algunas soluciones que resultaron eficaces. La primera fue prescindir de técnicos, ya que no podíamos garantizar ninguna contraprestación económica, así que nos pusimos manos a la obra; yo personalmente tomé las riendas de la cámara, la dirección de fotografía, dirección, iluminación y montaje. Daniel Muñoz se hizo con la dirección de producción y jefatura de producción, Charo Sánchez mostró grandes cualidades para el sonido y Andrés López en tareas de postproducción. Pero sería injusto dejar el mérito de este trabajo en solo estas cuatro personas, sin compartirlo con un grupo de actores y colaboradores que pusieron algo más que su trabajo: su corazón y sobre todo una mezcla de honestidad y humildad que nos han llevado a concluir estas más de cinco horas de metraje que han tomado forma en los doce capítulos de serie. Habrán existido innumerables anécdotas El ritmo de trabajo era tan vertiginoso y agotador que por sí mismo ya es una anécdota. Pero, sin duda, la mejor de las anécdotas es que hemos podido conocer a mucha gente, sobre todo de los lugares donde estábamos rodando, que se entregaron, participaron y ayudaron como el que más; asociaciones rurales que creyeron en nosotros, particulares que se volcaron sin apenas conocernos y nos cedieron sus casas, sus terrenos, su amabilidad, su cariño y que ahora se han convertido en amigos. No sería justo considerar que esta no es la mejor anécdota. «Prácticamente todos los actores, independiente de su origen, son de Alicante y Elche» ¿Vamos a ver actores de la zona? Prácticamente todos, independiente de su origen, son de Alicante y Elche, salvo algunas excepciones muy puntuales. Sobre todo, actores que hasta ahora solo habían hecho teatro y nunca, o en pequeñas intervenciones, lo habían hecho en la pantalla. Esa ha sido mi apuesta personal, ya que había comprobado que la escena de nuestra tierra tenía grandes talentos y era necesario darles una nueva plataforma donde se diesen a conocer y mostrasen el resultado de tantos años dedicados a la interpretación. Por otro lado, veremos a otros tantos a los que ´Lobos` se les presenta como su primer trabajo. También me apasiona descubrir nuevos talentos, es la única vía para que este mundillo se vea enriquecido con nuevas propuestas que, adelanto, sorprenderán. La presentación tendrá lugar en el marco del Festival de Cine de Elche ¿Cuándo presentáis la serie? Si no hay contratiempo el estreno está previsto para el día 17 de Julio en el marco del festival de Elche. Esto está a la vuelta de la esquina por lo que los nervios están a flor de piel. A sabiendas que el lleno está garantizado, la organización nos ha ofrecido una proyección adicional para el día 18 de Julio. El lugar elegido para su proyección será los cines del centro comercial El Aljub. ¿Esta primera temporada dará paso a otras? Esperemos que sea así, eso supondría que ha sido un éxito. La primera queda abierta para una segunda, pero para que esto sea así la condición fundamental es que contara con el apoyo económico necesario, por eso animamos desde aquí a empresas patrocinadoras o instituciones que están interesadas en vivir una aventura muy especial a que se pongan en contacto con nosotros. «Hemos optado por escenarios naturales entre los cuales los más importantes están situados en la zona que conforma la huerta ilicitana» ¿Cuáles han sido los escenarios? Hemos optado por escenarios naturales, los más importantes están situados en la zona que conforma la huerta ilicitana, el pueblo de San Felipe Neri y, principalmente, el humedal de Elche y Crevillent, ´El hondo`. Otros ayuntamientos nos han ofrecido su ayuda, en cuanto a localizaciones, como ha sido el ayuntamiento de Mutxamel y el de Alicante. ¿Esta puede ser una oportunidad de promoción turística para esos lugares? Sin lugar a duda. A mí personalmente rodar esta serie me ha permitido conocer más a fondo sitios y personas sorprendentes, lugares que estaban ahí y que harán las delicias de cualquier turista en busca de compartir naturaleza de una manera diferente, sugerente y tranquila. Espacios donde muchísimas personas se esfuerzan por cuidar y mejorar el entorno para ofrecer lo mejor de esta tierra, no solo en paisajes, sino en cultura, gastronomía y sobre todo humanidad. Esta región ofrece una riqueza y diversidad que la hacen muy especial, pero no todo es chiringuito y playa. Conservar la lengua es preservar la cultura de un pueblo, pero nada hace tanta cultura como conocer su propia tierra y perderse en ella, es la mejor forma de comenzar a amarla. Espero y deseo que ´Lobos` contribuya a fomentar la zona de ´El hondo`, La Marina, San Felipe Neri y todos los pueblos que forman la huerta, y de esa manera poder compartir con el espectador no solo las emociones de la historia, sino todas las historias que, como yo, podrá disfrutar en unos lugares tan increíbles como los elegidos para este rodaje. Post Views: 802

Entrevista de Manuela Guilabert > Fernando Corta Saiz / Director de cine (Cantabria, 1963)

- Escrito el 05 julio, 2017, 1:38 pm
19 mins
Con la violencia de género como telón de fondo, las escenas se han rodado íntegramente entre Elche y Alicante con muchos actores de la provincia en el reparto

La historia cuenta la experiencia personal de su protagonista, Charo Sánchez, que vivió en sus carnes el maltrato durante una tormentosa relación que mantuvo en el pasado. Una historia de superación llena de emociones de la que poco se puede contar por el momento, porque cada capítulo abre una nueva pregunta y cada respuesta es vital para la comprensión de la historia.

Esta es la segunda serie de TV de Fernando Corta después de ´Princesa rota`, aunque el cine y el teatro han ocupado la mayor parte de su trabajo.

¿Cómo nace ´Los lobos no ladran`?

Tras largas conversaciones con Charo Sánchez, la que ahora se ha convertido en la protagonista de la serie interpretando el papel de ´Lola`, pude comprobar, a través de sus experiencias personales, como una mujer que ha sufrido maltrato continuado, independientemente que sea físico o psicológico, presenta unas secuelas capaces de condicionar su vida, a veces para siempre. Se trata de una esclavitud que no aparece tipificada; este es el resorte que me impulsó a escribir el guión, había algo que contar y desde una perspectiva nueva.

Comprender y comprobar cómo muchas mujeres, aún después de vivir alejada de su maltratador, siguen condicionadas y unidas a él mediante un hilo invisible imposible de romper. ¿Cuántas mujeres tienen hipotecado su futuro debido a sutiles chantajes y veladas amenazas a las que se ven sometidas por sus ´ex`? La utilización de los hijos, amigos e incluso familiares llegan a condicionar las vidas de esas mujeres que viven constantemente con un destructor sentido de culpabilidad que las corroe hasta el punto de conferirles una baja autoestima, una ínfima capacidad de sociabilizarse y, sobre todo, una notable incapacidad de saber ´querer`.

«Quiero dedicar este trabajo a todas las mujeres que luchan por no pertenecer a nadie, tan solo a ellas mismas»

Para ellas las historias de amor, las de besos, abrazos y flores se han convertido en una renuncia, en un anhelo inalcanzable que ya no les pertenece. En definitiva, me abrió un nuevo espacio donde contar una historia que merecía contarse y dedicar un trabajo a todas aquellas mujeres que luchan, y para animar a las que han dejado de luchar para que no pertenezcan a nadie, tan solo a ellas mismas. Lo que sí quiero dejar claro es que la historia no es en ningún momento moralista, cada cual que saque sus conclusiones y que la viva como estime pertinente, lo importante es que la vea y a partir de ahí todo puede pasar.

¿Por qué una serie?

Es un formato que me permite conseguir una mayor implicación. El hecho de poder disfrutar una historia, y ver cómo se desarrolla en el tiempo, a veces durante meses, hace que el espectador coja confianza y cariño a los personajes; el mensaje se mantiene vivo más tiempo y, cuando se tratan temas sociales de calado, el tiempo se convierte en una herramienta indispensable para conseguir que el mensaje se impregne con más facilidad.

Por otra parte, más mundana, siempre he querido que cada uno de mis trabajos sirvan de plataforma para dar a conocer a nuevos actores y actrices y ofrecer una oportunidad a talentos emergente para que se den a conocer. Una serie te da la posibilidad de crear más personajes y, por lo tanto, poder abrir las posibilidades a un mayor número de actores. En este caso han sido cerca de ochenta y me hubiese gustado que fuesen muchos más, en esta tierra sobra talento y es necesario que el espectador tenga una ventana abierta donde disfrutarlos.

«Para mí no es solo una serie: es una historia de amor, es mi historia de amor»
¿Que significa para ti esta serie?

Para mí ´Los lobos no ladran` no es solo una serie, es una historia de amor, es mi historia de amor. Cuando conocí a mi pareja comprobé que se trataba de un ser humano con profundas carencias emocionales, una baja autoestima que hacía que su entorno le resultara hostil, un bagaje heredado de su relación con sus anteriores parejas que le hacía estar siempre a la defensiva y vivir su vida en una intranquilidad constante, utilizada caprichosamente y acusada gratuitamente la convertía en una persona llena de contrariedades.

Estar tan enamorado de ella me hizo empatizar con su estado, pero no me podía quedar de brazos cruzados, así que hice lo que consideré que era lo mejor para los dos, tomar asiento, desestimar el tiempo y escuchar, sobre todo escuchar, y así nació la historia. Así es como ´Lobo` se convirtió en una terapia y el rodaje en un espacio donde pudo decir todo lo que, a lo largo de su vida, quiso decir, gritar y llorar y no pudo hacer. Los resultados son lentos, pero espectaculares. Creo que ´Lobos` ha cubierto muchas de mis expectativas personales y sentimentales, y espero que sirva para que en el futuro muchas mujeres y, hay que decirlo, hombres también, encuentren en esta historia una motivación para dar ese paso adelante, que solo les llevará a disfrutar mejor de la vida y sobre todo de ellos mismos.

¿Es tu primer trabajo para la TV?

No, con anterioridad hice otra serie titulada ´Princesa rota`, en primera instancia con un formato de web. Obtuvo mucho éxito, por lo que me animé a convertirla en una serie para televisión, disfruté de su estreno televisivo con gran éxito, pero debido a la crisis, y antes de que la serie llegara a su último capítulo, la cadena tuvo que cerrar. Revisada y elogiada en Estados Unidos, no llegamos a un acuerdo respecto a los derechos y decidí que ´Princesa` tuviese su propia andadura, por lo que la veremos pronto de nuevo en pantalla, seguramente después de ´Lobos` y en las mismas plataformas.

¿Cuál es la trama?

En realidad son dos. La primera es la historia de un policía (Ángel Romero Flores) que se ve obligado a esconderse en un pequeño pueblo, donde se encuentra con la poderosa sombra de un terrateniente (Emilio Aguilar) que quiere hacerse con el mayor número de tierras de la zona, con fines no muy claros, llegando a extorsionar a los vecinos para conseguir sus propósitos. Entre ellos, está Lola (Charo Sánchez) que vive sola con su hija Alba (Itziar Crespo) y que se niega a vender. A lo largo de la serie, y a través de sus recuerdos, sabremos por qué están ahí y qué esconde cada uno.  El detonante de todas las controversias y pasiones brotan en el momento en que la pequeña desaparece.

Hay que entender la trama como un western moderno, es una especie de solo ante el peligro en que poco se puede contar porque cada capítulo abre una nueva pregunta y cada respuesta es vital para la comprensión de la historia.

«Esta serie no tiene nada diferente porque la fórmula ya estaba inventada, pero lo tiene todo porque hace tiempo que las nuevas series han dejado de aplicarla»
¿Que tiene esta serie de diferente?

Nada y todo. Me explico: nada porque la fórmula ya estaba inventada y todo porque hace tiempo que las nuevas series han dejado de aplicarla. Es diferente porque vuelve a las grandes series como ´La barraca` y ´Cañas y barro` (Salvando las distancias con el gran Blasco Ibáñez); me refiero al emocionarse con los personajes, a contar cosas sencillas que se hacen grandes e importantes, a vivir emociones, a interactuar como espectador, nada se ofrece mascado, es el telespectador quien pone cada coma y cada punto.

Como dice la frase de promoción “Una serie como las de antes”, cercana y estoy en disposición de decir muy de ver con la piel. Los primeros testeos lo avalan, hemos visto gente de todas las edades emocionarse, en muchos casos llorar, ofenderse, reír, en definitiva reaccionar y salir de la sala de proyección con preguntas y algunas reflexiones sorprendentes, y eso ya es en sí mismo ser diferente.

¿Cuáles han sido los principales problemas?

Sin duda el económico; quisimos dar comienzo a la serie con una cantidad mínima con la que poder emprender este nuevo proyecto. Éramos optimistas, ya que veníamos avalados por ´Princesa rota`, pero cuál fue nuestra sorpresa cuando recaudamos unos escasos trescientos euros para acometer el equivalente a cuatro largometrajes. La empresa se mostraba imposible, pero optamos por algunas soluciones que resultaron eficaces. La primera fue prescindir de técnicos, ya que no podíamos garantizar ninguna contraprestación económica, así que nos pusimos manos a la obra; yo personalmente tomé las riendas de la cámara, la dirección de fotografía, dirección, iluminación y montaje. Daniel Muñoz se hizo con la dirección de producción y jefatura de producción, Charo Sánchez mostró grandes cualidades para el sonido y Andrés López en tareas de postproducción.

Pero sería injusto dejar el mérito de este trabajo en solo estas cuatro personas, sin compartirlo con un grupo de actores y colaboradores que pusieron algo más que su trabajo: su corazón y sobre todo una mezcla de honestidad y humildad que nos han llevado a concluir estas más de cinco horas de metraje que han tomado forma en los doce capítulos de serie.

Habrán existido innumerables anécdotas

El ritmo de trabajo era tan vertiginoso y agotador que por sí mismo ya es una anécdota. Pero, sin duda, la mejor de las anécdotas es que hemos podido conocer a mucha gente, sobre todo de los lugares donde estábamos rodando, que se entregaron, participaron y ayudaron como el que más; asociaciones rurales que creyeron en nosotros, particulares que se volcaron sin apenas conocernos y nos cedieron sus casas, sus terrenos, su amabilidad, su cariño y que ahora se han convertido en amigos. No sería justo considerar que esta no es la mejor anécdota.

«Prácticamente todos los actores, independiente de su origen, son de Alicante y Elche»
¿Vamos a ver actores de la zona?

Prácticamente todos, independiente de su origen, son de Alicante y Elche, salvo algunas excepciones muy puntuales. Sobre todo, actores que hasta ahora solo habían hecho teatro y nunca, o en pequeñas intervenciones, lo habían hecho en la pantalla. Esa ha sido mi apuesta personal, ya que había comprobado que la escena de nuestra tierra tenía grandes talentos y era necesario darles una nueva plataforma donde se diesen a conocer y mostrasen el resultado de tantos años dedicados a la interpretación. Por otro lado, veremos a otros tantos a los que ´Lobos` se les presenta como su primer trabajo. También me apasiona descubrir nuevos talentos, es la única vía para que este mundillo se vea enriquecido con nuevas propuestas que, adelanto, sorprenderán.

La presentación tendrá lugar en el marco del Festival de Cine de Elche
¿Cuándo presentáis la serie?

Si no hay contratiempo el estreno está previsto para el día 17 de Julio en el marco del festival de Elche. Esto está a la vuelta de la esquina por lo que los nervios están a flor de piel. A sabiendas que el lleno está garantizado, la organización nos ha ofrecido una proyección adicional para el día 18 de Julio. El lugar elegido para su proyección será los cines del centro comercial El Aljub.

¿Esta primera temporada dará paso a otras?

Esperemos que sea así, eso supondría que ha sido un éxito. La primera queda abierta para una segunda, pero para que esto sea así la condición fundamental es que contara con el apoyo económico necesario, por eso animamos desde aquí a empresas patrocinadoras o instituciones que están interesadas en vivir una aventura muy especial a que se pongan en contacto con nosotros.

«Hemos optado por escenarios naturales entre los cuales los más importantes están situados en la zona que conforma la huerta ilicitana»
¿Cuáles han sido los escenarios?

Hemos optado por escenarios naturales, los más importantes están situados en la zona que conforma la huerta ilicitana, el pueblo de San Felipe Neri y, principalmente, el humedal de Elche y Crevillent, ´El hondo`. Otros ayuntamientos nos han ofrecido su ayuda, en cuanto a localizaciones, como ha sido el ayuntamiento de Mutxamel y el de Alicante.

¿Esta puede ser una oportunidad de promoción turística para esos lugares?

Sin lugar a duda. A mí personalmente rodar esta serie me ha permitido conocer más a fondo sitios y personas sorprendentes, lugares que estaban ahí y que harán las delicias de cualquier turista en busca de compartir naturaleza de una manera diferente, sugerente y tranquila. Espacios donde muchísimas personas se esfuerzan por cuidar y mejorar el entorno para ofrecer lo mejor de esta tierra, no solo en paisajes, sino en cultura, gastronomía y sobre todo humanidad.

Esta región ofrece una riqueza y diversidad que la hacen muy especial, pero no todo es chiringuito y playa. Conservar la lengua es preservar la cultura de un pueblo, pero nada hace tanta cultura como conocer su propia tierra y perderse en ella, es la mejor forma de comenzar a amarla. Espero y deseo que ´Lobos` contribuya a fomentar la zona de ´El hondo`, La Marina, San Felipe Neri y todos los pueblos que forman la huerta, y de esa manera poder compartir con el espectador no solo las emociones de la historia, sino todas las historias que, como yo, podrá disfrutar en unos lugares tan increíbles como los elegidos para este rodaje.

Los artículos firmados por redacción son aquellos remitidos por terceros para su publicación en el diario digital AQUÍenCrevillent.com