Compromís: «El Ajuntament de Crevillent ha venido pagando un servicio que no se prestaba correctamente»

Según Compromís per Crevillent «al principio de esta contrata el Alcalde era sabedor que no se estaba cumpliendo adecuadamente el mantenimiento y limpieza de los imbornales, por los crevillentinos vienen pagando 1.679,69 € al mes» Marcelino Giménez, concejal de Compromís, afirma en un comunicado que «desde los inicios de esta contrata el Gobierno Municipal del PP ha venido conociendo los problemas de olores por falta de limpieza y mantenimiento adecuado de los imbornales principalmente por las quejas los vecinos de la Calle Santísima Trinidad y Avenida de Madrid, y las constantes denuncias de Compromís, y en ningún momento se ha aplicado ningún tipo de penalización a la empresa que ahora dice el Alcalde que no ha cumplido “razonablemente” con su labor». El Grupo Municipal de Compromís denuncia «la hipocresía del Alcalde en este tema, ya que durante los dos últimos años han sido constantes las denuncias de este grupo sobre la falta de mantenimiento adecuado de los imbornales, y desde los responsables del Gobierno del PP, tanto Rafael Candela como Manuel Moya, ha venido defendiendo y justificando en todas las ocasiones la actuación de la empresa IDECAS». Explica el Concejal de Compromís Marcelino Giménez que en concreto «ya el 21 de julio de 2015 se presentó  un escrito  por registro a la Comisión de Obras alertando de esta situación, el 28 de agosto del mismo año se reiteró de nuevo por escrito la falta de actuación en el tema por parte del Gobierno municipal, en el pleno de septiembre de 2015 se planteó de nuevo por parte del Concejal de Compromís Javier Riquelme y según consta en el acta, “insistiendo en el problema de los mosquitos y las peticiones que se han hecho en varias comisiones” en respuesta  el concejal Rafael Candela defiende la gestión de la empresa diciendo que “el contrato se cumple”». Y como colofón, según Giménez «el PP en el pleno del mes de diciembre de 2016 rechazo la propuesta de Compromís para que el Ayuntamiento se dote de un sistema de control y inspección de las contratas municipales». Finaliza Giménez afirmando que «la falta de control del cumplimiento adecuado de los servicios y obras contratados parte del gobierno del PP viene siendo una constante, y junto a las consecuencias de las adjudicaciones con bajas temerarias que después se justifican, está suponiendo una pérdida de calidad y sobrecostes en los servicios que este ayuntamiento viene prestando a los ciudadanos».   Post Views: 455

Para el Grupo Municipal de Compromís la decisión del Alcalde de prescindir de los servicios de la empresa que se encarga del mantenimiento de los imbornales llega demasiado tarde

- Escrito el 16 febrero, 2017, 4:27 pm
3 mins

Según Compromís per Crevillent «al principio de esta contrata el Alcalde era sabedor que no se estaba cumpliendo adecuadamente el mantenimiento y limpieza de los imbornales, por los crevillentinos vienen pagando 1.679,69 € al mes»

Marcelino Giménez, concejal de Compromís, afirma en un comunicado que «desde los inicios de esta contrata el Gobierno Municipal del PP ha venido conociendo los problemas de olores por falta de limpieza y mantenimiento adecuado de los imbornales principalmente por las quejas los vecinos de la Calle Santísima Trinidad y Avenida de Madrid, y las constantes denuncias de Compromís, y en ningún momento se ha aplicado ningún tipo de penalización a la empresa que ahora dice el Alcalde que no ha cumplido “razonablemente” con su labor».

El Grupo Municipal de Compromís denuncia «la hipocresía del Alcalde en este tema, ya que durante los dos últimos años han sido constantes las denuncias de este grupo sobre la falta de mantenimiento adecuado de los imbornales, y desde los responsables del Gobierno del PP, tanto Rafael Candela como Manuel Moya, ha venido defendiendo y justificando en todas las ocasiones la actuación de la empresa IDECAS».

Explica el Concejal de Compromís Marcelino Giménez que en concreto «ya el 21 de julio de 2015 se presentó  un escrito  por registro a la Comisión de Obras alertando de esta situación, el 28 de agosto del mismo año se reiteró de nuevo por escrito la falta de actuación en el tema por parte del Gobierno municipal, en el pleno de septiembre de 2015 se planteó de nuevo por parte del Concejal de Compromís Javier Riquelme y según consta en el acta, “insistiendo en el problema de los mosquitos y las peticiones que se han hecho en varias comisiones” en respuesta  el concejal Rafael Candela defiende la gestión de la empresa diciendo que “el contrato se cumple”».

Y como colofón, según Giménez «el PP en el pleno del mes de diciembre de 2016 rechazo la propuesta de Compromís para que el Ayuntamiento se dote de un sistema de control y inspección de las contratas municipales».

Finaliza Giménez afirmando que «la falta de control del cumplimiento adecuado de los servicios y obras contratados parte del gobierno del PP viene siendo una constante, y junto a las consecuencias de las adjudicaciones con bajas temerarias que después se justifican, está suponiendo una pérdida de calidad y sobrecostes en los servicios que este ayuntamiento viene prestando a los ciudadanos».

 

Los artículos firmados por redacción son aquellos remitidos por terceros para su publicación en el diario digital AQUÍenCrevillent.com